Cómo elegir el mejor embalaje para tu negocio

Elegir el mejor embalaje para tu negocio

Todos los que emprenden su propio negocio relacionado con la venta de productos se enfrentan a la necesidad de elegir el embalaje para los mismos, especialmente cuando se trata de un comercio electrónico que con frecuencia realiza envíos a domicilio. El packaging será lo primero que ve el cliente cuando recibe el producto adquirido y, por tanto, es parte fundamental de la experiencia de compra.

En el mercado es posible encontrar cajas de cartón baratas, bolsas, sobres y una cantidad enorme de artículos destinados a conseguir el embalaje perfecto para cualquier producto. Sin embargo, es necesario analizar diferentes asuntos antes de elegir el empaquetado correcto. Por ejemplo, el tipo de producto que comercializamos, la forma de embalaje y el tipo de distribución utilizada.

¿Por qué es importante elegir el embalaje adecuado para nuestros productos?

La llegada del producto a manos del cliente es un momento muy importante para cualquier comercio, siendo una de las claves de fidelización que garantiza las compras recurrentes en cualquier tienda, tanto online como retail tradicional. El empaquetado es parte de la estrategia de marketing, generando una primera impresión difícil de olvidar.

¿Cómo elegir el embalaje apropiado para nuestros productos?

Dado que cada producto tiene necesidades diferentes, es necesario evaluar el camino que ha de recorrer dicho producto antes de llegar a manos del cliente y, en consecuencia, elegir el packaging a implementar. A continuación, te dejamos algunas claves para ayudarte a seleccionar el embalaje más apropiado para cada producto en el catálogo de tu negocio.

Sobres y bolsas

Los sobres son ideales para envíos ligeros, mientras que las bolsas de embalaje resultan perfectas para la protección de productos que serán manipulados por servicios de encomienda, pero no atravesarán largas distancias. Están disponibles en una gran variedad de formatos, con la posibilidad de personalizar tanto el color, el material, el diseño y el tamaño.

Cajas

Las cajas son bastante útiles cuando se trata de envíos nacionales o internacionales de productos que requieren protección, especialmente cuando durante el transporte del mismo será manipulado por diferentes personas y movilizado en diversos medios. Por lo general, una caja de cartón garantiza que el producto llegue a manos del consumidor final sin roturas o daños.

También pueden ser utilizadas como forma de captar la atención de los clientes al incorporar textos creativos o diseños llamativos que den una buena primera impresión sobre nuestro negocio. Además, es posible trabajar con materiales reutilizables con el objetivo de generar un impacto positivo sobre las personas que se preocupan por el cuidado del medio ambiente.

Conclusión

Finalmente, para asegurar que tus productos conserven su integridad durante la entrega a manos del consumidor final, es conveniente añadir protección adicional al embalaje. Por ejemplo, puedes utilizar bolsas de plástico hinchado, espuma o cartón corrugado para que el artículo no se mueva dentro de las cajas.

Tomate el tiempo necesario para hacer pruebas con los productos y seleccionar el embalaje más adecuado. De hacerlo correctamente, no solo causarás una buena impresión en tus clientes, sino que también podrás ahorrar costes en transporte y optimizar el espacio de almacenamiento, entre otros temas logísticos importantes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.