Sexo en verano: todo lo que hay que saber sobre el sexo en el calor

Sexo en verano

A medida que el clima del verano se calienta y las temperaturas aumentan, podría ser el momento de hacer subir la temperatura en el dormitorio también.

La experta en sexo Cecile Gasnault afirma que el verano es el momento perfecto para dar un toque de sabor a las cosas, volver a conectar románticamente y disfrutar de un impulso natural del deseo sexual ya sea con tu pareja o disfrutando de los servicios de una prepago en Quito.

«Recuerda que el estrés es el principal asesino de la libido», explica. «Si tienes la suerte de viajar, el cambio de ritmo y de escenario puede ser un potenciador natural de la libido. Al estar más descansado y relajado, es posible que su deseo sexual florezca. Conectar con esta sensación sentará una gran base para dar sabor a las cosas con tu pareja».

Viajar juntos a un lugar nuevo y compartir esa experiencia por primera vez puede dar un impulso a tu relación, dice Gasnault, directora de marca de la empresa de juguetes sexuales Smile Makers.

«Un viaje a un lugar nuevo es una aventura y una gran oportunidad para ver a tu pareja fuera de vuestros roles y dinámicas habituales», dice. «Es un lienzo en blanco y puedes pintar un cuadro muy sensual en él». Y si viajas solo siempre podrás conocer nuevas personas o tener una aventura utilizando los sitios más famosos como Tinder o Simple Escorts para disfrutar del sexo.

«Probad cosas nuevas juntos: hacer fotos sensuales juntos para un álbum de fotos íntimo de vuestro verano, probar nuevos estímulos o un nuevo juguete sexual juntos».

Y en lugar de tumbarse en la playa con la cabeza metida en un libro o con los auriculares puestos escuchando música, aprovecha este tiempo de relax para hablar, aconseja.

«La clave de una buena vida sexual en pareja es la comunicación», dice Gasnault. «Pero esto puede parecer intimidante y, con las prisas del día a día, un lujo para el que simplemente no tenemos tiempo.

«Pero a medida que se va bajando el ritmo, puede resultar más cómodo e incluso natural hablar de los deseos y necesidades de la relación, incluida la vida sexual». Este aspecto no ocurre cuando tenemos sexo casual con escorts en Buenos Aires ya que la barrera del miedo y la verguenza desparece con estas profesionales.

Las vacaciones de verano son un buen momento para experimentar: «Hay algunos juegos de cartas que se pueden comprar en el mercado, pero también puedes hacer uno propio en el que ambos escribáis 10 preguntas en 10 papeles, los mezcléis y los repaséis todos juntos», sugiere. También puedes hacer una lista de partes del cuerpo y convertirlo en un juego para explorar las zonas erógenas del otro».

Y aunque puede ser tentador relajarse y disfrutar de unos cócteles juntos al sol para desinhibirse, recuerda que hay que mantenerse a salvo.

El sexo puede ser agotador y el clima más caluroso hace que sea aún más importante mantenerse hidratado mientras se divierte al sol.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.